Decorar tu pequeño espacio de manera sencilla

Cuando por fin tenemos nuestro propio espacio, nuestro hogar, que podemos ajustarlo a nuestras necesidades y gustos, posiblemente nos preguntemos: y ahora ¿cómo lo hago? Decirlo resulta bastante sencillo y aún más, ver a los demás hacerlo. Pero poner manos a la obra es otra historia, en donde requerimos del consejo de varias personas, ver en Internet, buscar a alguien que decore interiores y tenga ideas de cómo distribuir un espacio chico para que parezca mayor, qué color de pintura usar, cómo hago para gastar poco dinero, entre otros detalles.

El objetivo principal de una decoración siempre será que ésta resulte acogedora y a su vez funcional sobretodo si el espacio con el que contamos no es tan amplio. Posiblemente fue lo que pensó Rosa Tous cuando inició su pequeño negocio.

La primera respuesta sencilla a ello podría ser el uso del color blanco en casi todas las áreas de la casa, pues dicho color logra ese efecto de espacio que tanto deseamos, aparte de que todo parecerá siempre ordenado y limpio. Excelente idea para un inicio.

Decoración Low Cost

Digamos que tu primer objetivo es que tu espacio se vea moderno, acogedor y pintada de color blanco. Con estas simples ideas es mucho lo que puedes lograr tomando en cuenta que dicho color se hace más llamativo entre las personas cada día más y ello podría ser porque la idea de que resulta un color aburrido quedó en el pasado. El color blanco te ofrece la posibilidad de que tu casa luzca distinta cada vez que desees cambiar, es un color tan versátil y esto se debe a que puede combinar casi con cualquier cosa, incluso hasta con el mismo color.

Así mismo, se puede alcanzar cualquier textura empleando pequeños accesorios y detalles. El blanco es un color que transmite delicadeza, un excelente gusto por su elegancia, limpieza y transmite serenidad.

Estilos decorativos para una pequeña casa

El tiempo ha permitido reinventar el color blanco, y que de esta manera podamos emplearlo como un color polifacético que puede ser usado con cualquier gusto, estilo y decoración.

Como mencionamos anteriormente, lo primero que se debe tener en cuenta es lo que deseamos y eso solo lo alcanzaremos investigando, observando y acudiendo a las persona que conocen en revistas, tiendas o si prefieres, lánzate a la aventura.

La sugerencia entonces es elegir el color blanco para tu decoración, paso seguido es buscar muebles con un bajo costo para que sirvan de complemento a la decoración pero siempre conscientes del espacio con que contamos. Nuestro gusto podría ser de estilo rústico, moderno, vintage o bien, romántico.

Si el estilo que elegimos es el rústico, el color blanco permitirá emplear distintas texturas como papel, frisos de madera, quizás algunas cerámicas, o detalles para colocar en los marcos pero que resulte de una forma simple y sencilla pero siempre enfocados en el estilo rústico. Para continuar la decoración se debe elegir un piso acorde como hormigón, mármol, parquet, pulido, tarima o el tradicional piso en madera pero en tonos claros para conservar la calidez, aunque más oscuros puede resultar un excelente contraste.